Tamaulipas

Exnovia entregó a Mario para que lo mataran; su muerte conmociona a Tamaulipas

La época en la que vivimos es realmente complicada, pues el dicho de que no puedes confiar ni en tu propia sombra se hace presente en casos como el de Mario Olivo Acuña, quien fue secuestrado y asesinado, lo peor del caso es que fue su exnovia la que ayudó a los criminales.

Tras 48 días de que fue reportada su desaparición, fue hallado el cuerpo desmembrado del estudiante de la Universidad Autónoma de Tamaulipas. El joven fue encontrado en una casa en el municipio de Ciudad Madero.

De acuerdo con los informes policiacos, el universitario desapareció el pasado 1 de junio, salió de su casa acompañado por una amiga hacia Ciudad Madero y desde entonces sus familiares no volvieron a saber de él.

La Fiscalía Especializada en Investigaciones de los Delitos de Desaparición Forzada reportó que Mariofue llevado con engaños al mercado de Ciudad Madero, donde fue amagado y secuestrado.

La dependencia dio a conocer que los delincuentes asesinaron a Mario desde el día que lo privaron de su libertad, posteriormente buscaron la forma de deshacerse del cuerpo, por lo que con una crueldad inexplicable decidieron descuartizarlo y colocar sus restos en una tina.

Las autoridades capturaron a tres involucrados en el crimen, entre ellos la novia de la víctima. Mientras tanto, la Procuraduría General de Justicia del Estado giró las órdenes de aprehensión para los involucrados: Gilberto ‘N’, César Adrián ‘N’ y Keren ‘N’.

Keren, expareja sentimentalmente de la víctima fue quien proporcionó información específica para lograr el secuestro.

De acuerdo con Excélsior, la terrible historia que terminó en tragedia tuvo como móvil celos. Su exnovia, obligada por el hombre con quien mantiene ahora una relación sentimental, citó a Mario, a manera de trampa para asesinarlo.

Tras una serie de investigaciones, elementos de la Procuraduría General de Justicia del Estado encontraron el inmueble donde los secuestradores perpetraron el crimen y hallaron en su interior restos del joven en una tina.

Milenio informó que César Adrián ‘N’ fue quien golpeó, asesinó y descuartizó a Mario en una casa; posteriormente buscó enterrar algunos de sus restos en una zona cercana a la playa Miramar.

Las autoridades practicaron análisis de ADN que comprobaron la identidad de Mario Olivo.

Las personas involucradas fueron puestas a disposición de las autoridades y están acusados del delito de desaparición cometida por particulares.

José Mario Olivo, padre de la víctima, informó que los detenidos están en la ciudad de Altamira en espera de conocer su condición judicial. Junto con su familia, el padre del joven exigió justicia por el asesinato de su hijo.

Show More

Editorial Prensa Tamaulipas

Prensa Tamaulipas

Related Articles

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: